Ikea, un catálogo para dominarlos a todos

mediapost catálogo IkeaSi hace no mucho os comentábamos la utilidad de los folletos publicitarios como punta de lanza para crear un sentido de necesidad en el cliente, en esta ocasión os traemos la joya de la corona en lo que a catálogos se refiere. Lo que en un principio comenzó siendo un típico muestrario de muebles, actualmente es considerado como un libro, propiamente dicho, que cuenta con una legión de adeptos. Con una tirada que alcanza los 200 millones de ejemplares y que está traducido a más de 29 lenguas diferentes (entre las que figuran el gallego, catalán y euskera) no se le puede poner otra etiqueta que le haga referencia. Definitivamente, el catálogo de Ikea es a la publicidad, lo que El Quijote de La Mancha es a los libros, dos piezas propias de coleccionista.

Por si fuera poco, la multinacional sueca se ha sumado a la moda de los vídeos virales para dar a conocer el lanzamiento del nuevo catálogo de 2015. Ikea muestra las innovaciones ‘tecnológicas’ del propio catálogo en un hilarante vídeo de dos minutos. Entre sus ventajas destacan que no necesita cables para su lectura, cuenta con batería “eterna”, es capaz de agregar marcadores simplemente doblando la página o que cuenta con todo su material “preinstalado”. El anuncio en sí, se considera un “guiño” al formato publicitario que Apple utiliza en sus productos, y sino, compruébalo por ti mismo.

Para hacernos a la idea de la magnitud que adquiere este folleto, en el mundo se imprimen anualmente unos 100 millones de ejemplares de la Biblia, justo la mitad que el catálogo de Ikea. No sólo eso sino que en el catálogo de este año colaboran la friolera de 300 personas en las más de 320 páginas que posee. Como consecuencia de ello, una gran parte del presupuesto de Marketing se dedica a la planificación, diseño, producción y envío del catálogo en sí. De ahí que todos los esfuerzos se traduzcan en una marabunta de gente arremolinada en las inmediaciones de las tiendas para conseguir uno de sus ejemplares totalmente gratuitos.

Y tú, ¿ya tienes en tus manos la ‘Biblia’ de los catálogos?

Deja un comentario

He leído, comprendo y acepto la Política de Privacidad